Todas las categorías

Inicios

banner

Kalanchoe, la hierba mágica: Usos y aplicaciones para estar al día

En: Noticias Cannábicas Comentario: 0 Visitas: 2560

Nos gustaría presentarte una idea que hemos desarrollado en Diosa Planta para colaborar en la lucha contra el cáncer a la vez que ayudamos difundir las aplicaciones terapéuticas de otras plantas, además de las del Cannabis. El nombre de esta intervención es: Proyecto Kalanchoe

Proyecto Kalanchoe, todo lo que necesitas saber

Proyecto Kalanchoe

¿Quién no conoce a alguien que padezca, haya padecido o vaya a padecer cáncer? Hoy en día esta enfermedad está tan extendida que se manifiesta a nuestro alrededor continuamente.

Por eso en Diosa Planta queremos contribuir en la medida de lo posible a transmitir el conocimiento sobre la planta Kalanchoe así como de su cultivo y de las aplicaciones que puede tener para paliar los efectos negativos que esta dolencia causa a las personas que la padecen.

Así cada uno de ellos podrá crecer su planta y reproducirla en innumerables ocasiones, ya que su multiplicación es extremadamente fácil porque desarrolla gran cantidad de hijas o plantas nuevas en el borde de sus hojas.

Proyecto kalanchoe

Para lograrlo vamos a regalar, tanto a nuestros clientes como a cualquier persona que nos la solicite, una Kalanchoe daigremontiana (Bryophyllum daigremontainum) junto con información sobre la planta, su cultivo, usos y modo de empleo.

Esta es una forma de tener la Kalanchoe lista en caso de que surja la ocasión de hacer uso de ella, ya que cuando la mayoría de la gente necesita consumirla su planta es demasiado pequeña para poder hacer un uso terapéutico de ella.

Proyecto Kalanchoe

Las Kalanchoe son plantas cuyos efectos se notan globalmente en el interior del cuerpo por lo que tienen un amplio campo de acción. Han sido utilizadas por la medicina tradicional de varios continentes para paliar los efectos de diversas patologías entre las que se encuentran:

  • Dolencias y lesiones que provocan daños celulares (como el cáncer).
  • Heridas profundas y gangrena.
  • Quemaduras e infecciones.
  • Abscesos y tumores.
  • Inflamación de articulaciones (reumatismo).
  • Hinchazones o inflamaciones.
  • Cólicos de riñón.
  • Delirios y algunas enfermedades de tipo psicológico.

Para los tratamientos con Kalanchoe se utilizan las hojas de la planta de la siguiente manera:

Uso externo: se pueden machacar las hojas para formar una cataplasma o exprimirlas hasta hacer un zumo que se usa como una pomada. De esta forma la planta tiene propiedades: antihemorrágicas, antiinflamatorias, astringentes y cicatrizantes.

Uso interno: 30 gramos de hoja fresca en dos tomas en ensaladas. También puede hacerse con ellas zumo o infusiones (con una dosis de una cucharadita de postre por infusión) para tomarlos antes de cada comida.

Cotraindicaciones: No puede usarse la Kalanchoe durante el embarazo porque puede estimular el útero. Los pacientes afectados por cardiopatías deberán consultar al médico antes de consumirla, ya que genera bufadienólidos. No conviene abusar de ella ni utilizarla por largos periodos de tiempo si no es para un tratamiento ya que puede llegar a ser tóxica si se superan dosis de 5 gramos por kilo de peso, que es diez veces la cantidad recomendada.

el cultivo del kalanchoe

Las siguientes indicaciones pueden ser de ayuda para cultivar Kalanchoe con éxito

  • Exposición a la luz: se adaptan bien a la luz y a la sombra, tanto en interior como en exterior, pero crecen mucho más rápido cuando están expuestas directamente a los rayos del sol.
  • Frío: al tratarse de plantas tropicales no están adaptadas a las bajas temperaturas. Si se siembran en lugares donde los inviernos son crudos o suelen caer heladas es recomendable cultivarlas en macetas para trasladarlas al interior o a un invernadero durante los meses en los que las temperaturas son más bajas.
  • Viento: si son altas es bueno protegerlas ya que si es excesivo podría romper las plantas.
  • Sustratro: mejor que sea ligero y poco arcilloso. Plantadas en buena turba mezclada con humus se desarrollan perfectamente.
  • Riego: es conveniente realizar riegos periódicos pero con cuidado para no encharcar el sustrato ya que pueden pudrirse las raíces de las plantas. Resisten bastante bien las sequías, pero en estos casos su desarrollo se detiene.
  • Plagas y enfermedades: aunque hay algún animal que se alimenta de sus hojas (probablemente oruga, caracol o babosa) no llega a ocasionarle grandes daños si está lo suficientemente desarrollada. Aparte de eso casi no se ve afectada por otro tipo de plaga o enfermedad.
  • Reproducción: es muy sencilla porque los innumerables hijitos que nacen alrededor de las hojas arraigan con gran facilidad.
  • Cosecha: la recogida de hojas se va realizando de abajo hacia arriba, utilizando primero las más antiguas. Para disponer de suficiente cantidad de hojas en caso de tener que afrontar un tratamiento contra el cáncer es importante empezar a crecer y reproducir la planta cuanto antes. En caso de que nuestra producción en un momento dado sea excesiva podemos hacer dos cosas. La primera opción es secar las hojas, que como son carnosas y tienen mucha agua en su interior requieren de mucho calor para realizar el proceso, que nunca debe realizarse directamente al sol. Una vez que están secas se trocean y se guardan para hacer infusiones con ellas. La otra opción es congelar las hojas, pero en ese caso hay que consumirlas nada más sacarlas del congelador porque con el proceso de congelación pierden su textura y ya no se conservan bien una vez descongeladas.
  • Muy importante: la Kalanchoe daigremontiana está considerada como una planta invasora en muchos lugares, por lo que se recomienda prudencia en su cultivo para evitar su expansión descontrolada.

Kalanchoe información

La mayoría de la información utilizada para escribir este texto ha sido extraído de la web de la Asociación La Dulce Revolución. Si estás interesado en ampliarla puedes hacerlo visitando su web.

También puedes echar un vistazo en youtube al vídeo: Kalanchoe, un remedio natural contra el cáncer (con Josep Pàmies). En él este agricultor, activista de las plantas medicinales, aporta gran cantidad de datos interesantes y sorprendentes sobre esta planta.

También te puede interesar...

Comentarios

Escribe tu opinión